Eriloe – La flota perdida

Es un cuento que los viejos marineros utilizan para asustar a los novatos. Una amenaza de una fantástica flota formada por una decena de barcos de la época del Emperador y las grandes exploraciones. Con el tiempo y siempre según la narración de estos viejos lobos del Vacío, la flota ha ido creciendo porque cada aeronave que se pierde es atrapada y unida al colectivo donde sus marineros, desesperados por no poder tocar tierra, se vuelven criaturas muertas en vida y sus llantos se oyen como crujidos en la lejanía.

Lo que esos narradores de cuentos no saben es que la Flota Perdida existe de verdad y tiene su origen en una expedición financiada por el Emperador para descubrir el fin del mundo. Los eruditos de la época creían que alrededor de Eriloe existía una tierra que rodeaba a todas las tierras conocidas y hacía de borde o contención de toda la bruma del Vacío. Era la explicación más que toda la bruma que se ve al navegar no se dispersara, como ocurre con las nieblas matinales o con las nubes tras la tormenta. Sigue leyendo

Eriloe – Aceite de Drox.

Este aceite es una de las drogas más extendidas en Eriloe. Para entender sus efectos hay que explicar en primer lugar que es un drox.

Los drox, o danzantes nocturnos.

En algunos bosques de Eriloe, existe un peculiar tipo de polilla de gran tamaño (aproximadamente el de un mirlo) que sale en grupo durante la noche, en especial si ese mismo día ha llovido. No son las mariposas más bonitas del planeta. Los machos son marrones y las hembras de un colorido verde esmeralda.

El cortejo de estos lepidópteros es lo que las hace realmente interesantes. Se trata de una especie muy inquieta. Cuando está despierta se pasa la mayor parte del tiempo revoloteando de un lado para otro. Es por ello que, cuando un macho quiere reproducirse con una hembra, se engancha antes sobre ella y supura, desde la punta de su abdomen, una gota de una fuerte toxina adormecedora. Casi al momento la hembra queda aletargada, momento en el que el macho aprovecha para realizar la cópula. Sigue leyendo

Eriloe – La gente rata

La gente rata es un pueblo nómada que viaja de reino en reino ganándose la vida como mejor pueden. Su origen es incierto aunque los historiadores están de acuerdo de que provienen de alguna región en el interior de las Tierras de Poniente. Debido a algún tipo de evento (se asume que una prolongada sequía) la gente rata ha emigrado hacia tierras y lugares más prósperos y ahora aunque escasos en número, se encuentran en todos los reinos de Eriloe.

La gente rata no se llama así misma de ese modo. Es un término acuñado por otras especies para referirse a ellos y no se usa de manera despectiva. La gente rata se denominan el pueblo rodéntido, cuyo sentido se ha perdido en el tiempo (significaba pueblo de Rodenta, la Creadora de Vida, una deidad a la que adoraban).

Aspecto

Son ratas antropomórficas que nunca superan los 150 centímetros de altura. Su complexión siempre es delgada y sus ojos son de color negro, azul o rojo, sin pupilas.A pesar del estereotipo, caminan erguidos, no encorvados. Su pelaje tiene todas las tonalidades posibles, pero tienden a ser monocolor. Es muy raro que tengan dos o tres colores. Sus manos y pies tienen garras que usan para la lucha. Viven unos 50 años y su adultez llega a los 12. Sigue leyendo

Eriloe – Ambar II, 1547

Siguen las detenciones en Airak: tres muertos

La tensión en las calles de la capital del reino sigue en aumento enfrentando a la guardia de la ciudad y a los cada vez más descontentos con el gobernador, al que han empezado a llamar el interino. Se juntan los que acusan de usurpador con los que piden la liberación de detenidos en altercados anteriores. El número crece y la guardia está desbordada, hasta el punto de contratar extranjeros para el control civil. A uno de estos grupos de extranjeros es a los que se achaca la muerte de tres jóvenes que trataban de colgar una pancarta en el muro del palacio del gobernador. Según los testigos fueron abatidos a flechazos. Los manifestantes han empezado a portar símbolos que recuerdan, vagamente, a los símbolos del Emperador. Este hecho no ha pasado desapercibido.

Trama El Retorno del Emperador


Aumentan los robos en la isla de Xalîn

La elevada fianza para conocer la localización de Dosra (una mítica fortaleza a la que se le suponen riquezas valiosísimas) ha provocado que los grupos de aventureros traten de conseguirla acometiendo otras misiones, no siempre lícitas. Hasta la capital han llegado muchas quejas de asaltos y robos en los caminos. Las amenazas de prisión y pena de muerte contra los aventureros ladrones no parece que estén teniendo sus frutos. Las autoridades estudian la posibilidad de prohibir la búsqueda de Dosra, medida que ha incrementado la ansiedad de aquellos que quieren acceder a la información. Algunas peleas callejeras con resultados mortales se atribuyen a la obtención de información de la esquiva fortaleza. Sigue leyendo

Eriloe – Paga, amigo, y entra

Xâlin, Solario 1547

Emblema de los Cinco de Ôs

Se pertrecharon en Xâlin, la ciudad que daba nombre a la isla y que hacía las veces de segunda capital del reino. Era una ciudad cara en la que tuvieron que regatear mucho y, como pronto descubrieron, ocultar su intención de ir a las cadenas. En ello, Siguro, el hacedor de historias, demostró que no era una carga para el grupo pues competía en inteligencia con Roba, pero le ganaba en labia. Los lugareños, como se enteraron, tenían cierto temor a las cadenas de las que no esperaban nada bueno y cada vez que alguien se acercaba a ellas con intención de entrar, alguna desgracia acontecía en la zona: tifones, incendios, enfermedades). No, mejor dejar tranquilas las historias del pasado con toda su magia y poder corrupto. Aquello, naturalmente, hizo que su deseo de salir hacia allí se acrecentara. Sigue leyendo

Eriloe – La Taberna

La Moza Cantarina es una taberna ubicada en la zona del puerto de Ôs. Se trata de una casa de dos plantas, la primera construida en piedra y la segunda en madera, de buen tamaño, y un sótano almacén. La planta baja tiene la cocina, los aposentos de los propietarios, y un pequeño salón con barra; la segunda planta es un enorme salón lleno de mesas para sentarse a beber y comer, y una pequeña sala que se puede alquilar para reuniones privadas, que de continuo no está disponible para su uso. Esta taberna, una de las favoritas de los marineros que arriban a la ciudad, está limpia, es cálida y ofrece buena comida. La taberna pertenece a Maeve Peloestrellado, una elfa Ôsiana de nacimiento.

El negocio tiene fama por la propia hija de Maeve, la semielfa Corina Rioazul, quien tiene una voz portentosa y todas las noches anima la velada con sus canciones. La chica, de gran belleza, no le faltan pretendientes, pero de momento ha valorado su independencia y no parece que en un futuro próximo vaya a cambiar de opinión. Sigue leyendo

Eriloe – Ambar I, 1547

Sin noticias de la expedición

Nada se sabe del grupo enviado a descubrir el misterio de la ciudad flotante y que estaba comandado por Daral, la guerrera de Cargrum. Las autoridades creen que aún es demasiado pronto para darles por perdidos, pero algunos comerciantes aseguran que la ciudad flotante ha aparecido de nuevo y eso ha hecho que algunos de los grupos que esperan, menos que antes, exijan que se les contrate para desvelar el misterio y que se dé por perdida a la primera expedición. En las tabernas del lugar los detractores y apologistas de esa decisión llevan sus debates casi a las manos. La guardia ha tenido que redoblar su presencia en las horas más difíciles (al atardecer cuando se acaban las tareas del día).

Trama El Retorno del Emperador


Los ladrones no llegaron al puerto

Los ladrones de libros liberados hace unas semanas y expulsados de la ciudad, nunca llegaron al puerto. Según ha comentado el capitán, después de invitarles a permanecer en sus aposentos todo el viaje, les descubrieron muertos una mañana en la que les acercaban el menú desayuno cortesía de la naviera. Los cuerpos estaban blancos, como sin sangre, y sus brazos y piernas, y en algún caso la cabeza, estaban retorcidos en posiciones imposibles. El capitán, según ha contado, temió que se tratara de alguna enfermedad de la que podrían haberse contagiado en la cárcel y aprovechó que los viajeros estaban en el comedor con el desayuno para arrojar los cadáveres al vacío por la popa. También, dice, arrojaron sus pertenencias, escasas, por si hubieran estado contagiadas. Los marineros encargados de dicha tarea han estado en vigilancia por si presentaban algún síntoma, cosa que no ha sucedido. Uno de ellos relató al llegar al puerto: «era como si una mano gigantesca los hubiera estrujado uno por uno». Sigue leyendo

Eriloe – Las tierras vetennas

Este diario de viaje pertenece al escolar Atticus de Corus, enviado de la Orden Geográfica de Ôs. En el mismo registraré mis avances hasta estas cuasi míticas tierras de salvajes, y desvelaré el secreto del legendario acero negro con el comercian sus mercaderes.

Como antecedente, ningún no vetteno ha intentado antes cruzar el Paso de Vettos y ha regresado para contarlo. Dicho paso se encuentra en la región montañosa al sureste de los Pueblos Frey. Por lo poco que sabemos de su cultura, son gentes primitivas e incivilizadas, evidentemente inferiores a nosotros. Por ende, si podemos cartografiar sus tierras no sería difícil hallar en ellas recursos valiosos, quizás teniendo que desplazar a los bárbaros por la fuerza, pero ¿qué podrían hacer unos pocos salvajes desarrapados contra nuestros poderosos soldados?

Con este fin La Orden Geográfica de Ôs me ha provisto de recursos económicos importantes, joyas de serrín y otros abalorios para comerciar con los nativos, un par de carros para transportar el material y un grupo de mercenarios de confianza que serán mis guardianes. No me hace mucha gracia que entre ellos viaje una joven orca de aspecto tan salvaje como aquellos a los que vamos a conocer, pero tengo las manos atadas en este asunto. Sigue leyendo

Eriloe – Uno más

Xalîn, Lluvio 1547

Emblema de los Cinco de Ôs

Expulsados de la biblioteca, a pesar de haber salvado a los escribas, decidieron que no descubrirían más cosas de su destino que, por otra parte, eran muy pocas. La isla estaba recorrida longitudinalmente por montañas y decidieron sortearlas por el camino del sur. Era un poco más largo, pero también más civilizado y sería más fácil proveerse de pertrechos cerca de su destino. Sortearon varios arroyos que nacían en las montañas y que, junto al rico sustrato, favorecían el crecimiento de vides en ese lado de la isla. Aquello era un tesoro para los isleños que consideraban cualquier comentario hacia sus vinos como una afrenta nacional. Se decía que, antaño, hubo guerras por dicho motivo. Ahora, el único recuerdo de esos caldos era el olor a tierra mojada por las recientes lluvias.

-Permítanme que me presente -apareció un desconocido anunciando que pronto dejaría de serlo; llevaba ropa de viaje polvorienta, un pequeño zurrón y una pequeña mandolina a su espalda-, mi nombre es Siguro el hacedor de historias y he escuchado a las buenas gentes de los caminos que os dirigís a la cadena. -No dio tiempo a una respuesta-. Permitidme acompañares nobles señores y damas. Seré más pequeño que la sombra de una mosca y ni siquiera escucharéis el sonido de mi voz si no lo deseáis. Sigue leyendo

Eriloe – Largo III, 1547

Gran redada se salda con sorpresa

La guardia del Reino Elegido ha realizado una redada por locales donde los seguidores del Emperador se reunían de forma clandestina. Al parecer, algunos de los detenidos presentaron resistencia y la operación de la guardia se saldó con varios detenidos y un fallecido. Entre los identificados estaban los hijos de algunas de las familias más acaudaladas de la ciudad, lo que ha causado cierto revuelo tanto entre las autoridades como entre el pueblo bajo quien, opina, que el culto al Emperador es una moda de los hijos malcriados de los ricos y que el gobierno aprovecha para apretarles más. Sin embargo, la mayor sorpresa fue la requisa de un tambor para llamar a los grandes gusanos. Se cree que se trata de una ancestral reliquia y muchos se han mostrado interesados en investigarla.

Trama El Retorno del Emperador


Nuevo robo de libros en la ciudad de Cargrum

La recompensa ofrecida ha despertado el interés de los amigos de lo ajeno por el libro en cuestión y varios mercaderes han denunciado intentos de robo en sus comercios o viviendas. Sin embargo, el titular de la noticia hace referencia a un robo que casi fue interrumpido por la guardia de la ciudad, pero el ladrón, con una agilidad casi inhumana, se zafó de los vigilantes saltando por los tejados. La víctima ha decidido no denunciar y asegura que le pillaron antes de que le robara nada, pero las autoridades creen que sí robo algo (le pillaron saliendo) y que el ciudadano se niega a declarar el qué. Esto ha abierto muchas especulaciones y hay quién asegura que el ladrón robó al ladrón original y que por eso no hay denuncia. El rumor se ha visto reforzado por la retirada de la recompensa. Su dueño original dice que da el libro por perdido y que no quiere causar más incidentes. Sigue leyendo