CEP – Planetizadora armada

Planetizadora armada

Nave de descenso órbita-superficie, de uso militar. Armada con una torreta ligera, es capaz de colocar a un Equipo de Fuego típico (seis hombres) con todo su bagaje y un vehículo ligero allá donde sea necesario. La primera versión fue puesta en servicio a mediados de la 2ª guerra Verriana, y el diseño básico no ha variado demasiado desde entonces, con ligeras modificaciones en función del fabricante concreto. Modelos como este o muy similares siguen en uso por parte de infinidad de fuerzas militares y unidades mercenarias de todo el espacio humano.

Diseño

Espacios: 24

ETI: 24

Valor de la nave: 44 (dando por hecho una habilidad de 15)

Motores: 1

Modificador por sistemas:

Autonomía: 20 días

3Proa: [(CA+SV)]+RE

3Popa: SI+RE

4Estribor: (2Cu+SV)+RE

4Babor: (2CG+SV)+RE

10Centro: MO+(CA+SV+AL+ML)+2atm Sigue leyendo

Eriloe – Lanzarrota

Posada Lanzarrota. Pulsa para verla más grande

La posada de la Lanza rota, más conocida como “Lanzarrota”, es el nombre de una posada que puedes enclavar en casi cualquier lugar de Eriloe. Se trata de una posada ligeramente fortificada, que cuenta con su propia herrería (que da servicio a las granjas cercanas) y una destilería, así como un huerto en la parte posterior con algunos frutales. Está considerada como la mejor posada de la región, no solo debido a la comodidad y limpieza de sus habitaciones o la calidad de su comida, sino porque allí elaboran una particular variedad de cerveza conocida como cerveza de helecho, muy apreciada en toda la región.

Trabajadores de la posada

Cala: aunque todo el mundo se refiere a ella como “la señora”. Es una humana oronda de mediana edad y fuerte personalidad. Es la dueña de la posada y la principal responsable de su éxito. Sigue leyendo

Eriloe – La torre del Execrable

Adaptación modificada de la aventura Prison of the Hated Pretender Ver al mundo de Eriloe. Está pensada para personajes novatos (y personalmente creo que también funcionaría de coña como embudo de personajes para aldeanos y demás carne de cañón sin experiencia). La aventura contiene encuentros que pueden acabar fácilmente con los personajes, pero las trampas (de hecho, podemos hablar de «la trampa», en singular) son pocas y pueden ser evitadas con un poco de sentido común, y en cuanto a los monstruos, resulta relativamente fácil huir de ellos.

Torre del Execrable

Introducción

«La torre del Execrable» es un conjunto escultural de gran tamaño que fue construida hace mucho tiempo, al final de la llamada «Guerra de los Portales» Ver. Fue construida como prisión para una infame criatura muerta viviente, llamado «el Execrable» (su verdadero nombre ya solo es conocido por él mismo), un antiguo, maligno y poderoso brujo. En aquella era mítica, un grupo de héroes derrotó y atrapó al villano, que aparentemente no podía morir. Incapaces de acabar con el brujo, lo encerraron en el interior de esta estructura, un edificio con forma de cabeza cuyo rostro parece congelado en una mueca de ira, una colosal advertencia para todo el que se acerque al lugar. La torre es bien conocida por los lugareños que viven en los alrededores, y lleva generaciones considerada un lugar maldito. Es bien sabido que la mayoría de quienes se internan a través de su tenebrosa boca no vuelven a salir. En la actualidad, la torre se enclava en mitad de un frondoso bosque, y resulta difícil de encontrar a menos que ya sepas que está ahí. Sigue leyendo

CEP – Carguero pesado clase Borono

Los cargueros pesados de la clase Borono fueron desarrollados como una versión remozada de los antiquísimos cargueros clase Arana, uno de los modelos míticos empleados durante la tercera oleada de la exploración espacial humana. Al igual que sus predecesores, la clase Borono fue concebida como una nave capaz de transportar, en un mismo viaje y con gran seguridad, cargamentos muy variopintos, motivo por el que incorpora bodegas tanto presurizadas como despresurizadas.

El fabricante original fue una compañía llamada Ingeniería For Erever Coop., una corporación del sector Erever (RFP) ya desaparecida. En su publicidad de marca, sin ningún ápice de modestia, aseguraban haber construido el carguero perfecto, el modelo de mercante medio-pesado que haría que nunca más hubiera que construir otro; un modelo de nave que perduraría hasta que las estrellas se convirtieran en novas. Pese a la evidente exageración (todo el mundo sabe que los de Erever son unos fanfarrones de cuidado), puede que tuvieran algo de razón puesto que, a día de hoy, los Borono siguen construyéndose (aunque en realidad son copias construidas por pequeños astilleros independientes de todo el espacio humano). Sigue leyendo