Número: 176.     4ª época.     Año XVI     ISSN: 1989-6289

176 > Equipo > General > Paracaidistas USA (CdG). Por: Juan Carlos Herreros Lucas

 

Unidades paracaidistas

Las unidades aerotransportadas iban sobrecargadas de peso en los lanzamientos paracaidistas que tuvieron lugar en 1944. Gran parte de ese exceso de peso era como precaución por si no era posible contactar con ellos en el tiempo previsto: más munición, más comida y un poco más de todo. Este exceso de peso fue, en ocasiones, perjudicial, rompiendo las cuerdas que ataban las mochilas a los correajes del paracaidista, cuando no ahogando al portador si tenía la desgracia de caer en zonas inundadas.

Paracaidistas de la 101ª división estadounidense poco antes del día D - imagen de dominio público

Algunos soldados se las ingeniaban para llevar más de algunas cosas, pero el listado que mostramos a continuación es genérico. Hemos indicado algún equipo como opcional. La opción no estaba en manos del soldado sino de la misión concreta que tuviera encomendada. Lo decidía el mando. Por regla general las llevaban por si acaso.

Ropa

   - Uniforme con refuerzo en codos y rodillas, con más bolsillos de lo habitual, inclinados en el pecho (para facilitar su acceso) y expandibles en el muslo (para poder cargar más cosas). Llevaba un pequeño bolsillo en el cuello en el que se colocaba una pequeña navaja (destinada a cortar el correaje del paracaídas si era necesario).
   - Casco M2. Se diferenciaba del de infantería en sus correajes (con barboquejo de cuero) y en la red para camuflaje (donde también se aprovechaba para guardar cosas poco pesadas, como vendas o equipo de primeros auxilios).
   - Botas altas de cuero (se enseñaba a los paracaidistas a llevarlas apretadas para evitar lesiones, torcedura, al llegar al suelo).
   - Pañuelos (4)
   - Capote
   - impermeable
   - Calcetines (3 pares)

Armas personales

   - Navaja en el cuello para el correaje.
   - Pistola Colt 1911(opcional) + cargadores (2).
   - Carabina M1 (opcional), había un modelo plegable + cargadores (4).
   - Subfusil Thompson M1928 A1 o subfusil M3 (opcional) + cargadores (2).
   - Fusil M1 Garand + cargadores (4).
   - Bocacha M7A1 para el fusil Garand para el lanzamiento de granadas.
   - Granadas de fusil (3).
   - Granadas de fragmentación M2 "piña" (3).
   - Granadas Hawkings (1) contracarro (opcional).
   - Bombas Gammon (2) antivehículos (opcional).
   - Granada de humo (2) en varios colores (opcional).
   - Cuchillo de combate M3 (atado al tobillo derecho).
   - Ametralladora Browning 1919 A4 o la 1919 A6 o bien el BAR*.
   - Mortero M2 60 mm (se dividía en dos) o mortero M1 80mm (se dividía en 3)*
   - Lanzacohetes M91A1 (bazooka)

*Las armas de unidad, salvo las más pesadas, eran lanzadas divididas entre sus operarios. Así un paracaidista podía llevar la ametralladora de posición, otro el trípode y otro la munición. Este peso extra era además del que ya llevarán.

Otro equipo

   - paquete de primeros auxilios
   - esponja
   - cantimplora
   - canana
   - correa
   - recipiente metálico (era multiusos)
   - mochila.
   - artículos de aseo
   - lata de limpieza y costura
   - toalla
   - lata de aceite (para las armas)
   - Servilletas de papel (50)
   - pastillas potabilizadoras
   - sulfamida
   - insecticida
   - binoculares (solo suboficiales)
   - fotografías aéreas de la zona (solo suboficiales)
   - mapa de la zona (solo suboficiales))

Los soldados de la 101ª división iban equipados con una ranita de juguete, un ingenio metálico que hacía un ruido característico (clic) al apretarlo. Lo utilizaban para identificarse en la oscuridad. Los paracaidistas de la 82ª utilizaron contraseñas orales: Trueno/Rayo.

El miedo a la reacción alemana al desembarco hizo que dotaran a las tropas aerotransportadas de defensa contra las armas químicas (en especial a la 82ª); añadieron al equipo: máscara de gas, protectores de los ojos, detector químico (se colocaba en la manga del uniforme y este reaccionaba con algunas sustancias cambiando de color), cinta de protección (para sellar las uniones de las piezas del uniforme), tarjeta de ayuda (con explicaciones sobre lo que hacer en caso de ataque químico) y zapatos especiales (resistentes a las sustancias químicas).