Pangea
 Ayudas
    Afición (9)
    Ambientación (117)
    Reglas (97)
    Equipo (83)
    Sucesos (111)
    Aventuras (65)
    Preg./Resp.
 Productos
 Enlaces
 





Licencia Creative Commons para el texto de la web (quedan excluidas de la licencia CC las ilustraciones)


martes, 25 de junio de 2019


 

Boleadoras wukran

Dicen que más allá de la península de Entrovia existe una tierra donde moran los desheredados, gente que ha abandonado la protección de sus tribus o de los grakin y deambulas por estas tierras salvajes como seres solitarios y temibles. Hay quien dice que fueron expulsados debido a horribles crímenes y otros afirman que son shamanes salvajes a los que la magia del Wukran ha acabado por consumir. En cualquier caso, es fácil reconocerlos, cuando se acercan a los grakin o a las rutas de los mercaderes porque de sus cinturones cuelgan las boleadoras wukran.

Las boleadoras son un arma arrojadiza formada por tres bolas unidas por una cuerda en un solo punto. Las bolas están hechas con el duro fruto de la aprillos puesto a secar al sol. Este, ya seco, se envuelve en una bolsa fabricada con cuero humedecido, cuyo extremo es agujereado con colmillos de animal y retorcido hasta que la piel se tensa sobre la lisa superficie del fruto. Se cuelgan del hueso en la rama alta de un árbol y se protegen de la lluvia con algunos helechos que hay que quitar por la noche, sobre todo en invierno, para evitar el rocío. El cuero se va secando poco a poco y esto hace que se tense aún más sobre el fruto. Cuando ya está seco del todo, se descuelga y extrae el colmillo y por el agujero se pasa uno de los tres extremos de la cuerda trenzada con tendones de animal. La fabricación de esta cuerda con tres cabos es todo un arte y tiene un ritual asociado que muchos consideran maligno (lo asocian con una serpiente de dos cabezas y las extrañas costumbres h'sar).

Una vez completadas las boleadoras, las bolas se taladran de un lado al otro utilizando finas ramas de roble. Se hacen tres agujeros perpendiculares entre sí y el proceso es muy lento y laborioso. Además, cualquier error arruinará todo el trabajo. Estos agujeros tienen dos consecuencias en el arma. Hace que lleguen un poco más lejos, aunque éste no es el objetivo buscado por sus fabricantes. Los agujeros hacen que las boleadoras zumben de una forma muy característica cuando se las hace girar. Es un ruido muy agudo, casi en el límite de lo audible y que una vez lo has oído, no lo olvidas nunca. Hay quien asegura que es el grito de las almas capturadas para el Wukran. Este zumbido afecta a los animales paralizándolos (en realidad, los aturde) durante unos segundos y hace que el lanzador tenga un bonificador de -5 a las tiradas para impactar. Su efecto contra los seres inteligentes no es automático. Si la víctima ha escuchado este sonido alguna vez y falla al intentar superar una tirada de Voluntad, el miedo se apoderará de él y durante dos asaltos no será capaz de defenderse y el portador de las boleadoras podrá atacarle con el bonificador al segundo asalto.

Las boleadoras Wukran no se venden ni se cambian por ningún otro objeto. Sólo hay dos formas de conseguir una: derrotando a alguien que la lleve y quedándose con ella; o fabricándola: tirada de habilidad de artesanía pieles con dificultad normal (para preparar las bolas y las cuerdas) + tirada de artesanía armas (para preparar las boleadoras) + tirada de artesanía armas con dificultad muy difícil (para hacer los agujeros; fallar esta última tirada implicará que las boleadoras parecerán unas boleadoras wukran, pero los agujeros estarán mal hechos y el efecto aturdidor no tendrá efecto).

Datos para Pangea.

Boleadoras wukran

Iniciativa: -3

Daño: - (ver pág. 188 del básico)

Parada: -

Tipo: contundente + estrangulación

Resistencia: -

Alcance: 45

Especial: Efecto aturdidor (ver texto)

 

 

Siguenos:

Subscríbete en Feedly


Sombra por dentro

Tweets by jchsombra

 


Cita

«El soldado alemán ha asombrado al mundo, el bersagliere italiano ha asombrado al soldado alemán.»

Rommel