Número: 154.     4ª época.     Año XIV     ISSN: 1989-6289

154 > Ambientación > Geografía > Introducción política a Eriloe V - Poniente (Eri). Por: Luxor

 

Introducción política a Eriloe

(quinta parte - poniente)

Mapa de Eriloe. Pulsa para verlo más grande

En artículos precedentes, hemos hablado de la parte septentrional (Ver), central de Eriloe (Ver), la parte más austral de las tierras conocidas (Ver) y la zona del levante (Ver). Continuaremos en este artículo por las naciones del norte o septentrionales.

Naciones del oeste

Las naciones de poniente son las más hospitalarias de Eriloe, abiertas para los extranjeros y, en general, más ricas que sus opuestos de levante. Tierras de exploración y exploradores, tierras de comercio y comerciantes y, según dicen, padres de las primeros barcos aéreos de tillium. Aunque se les reprocha cierto conformismo con los acontecimientos, ellos suelen defenderse diciendo que es adaptabilidad.

Reino Elegido

El más joven de los reinos humanos que se formó en la época de Eric I y con la directa participación de Jion Mater. El nombre del reino tiene su origen en una leyenda en la que sus habitantes creen a pie juntillas y que dictamina que los habitantes de ese reino están destinados a grandes cosas en el futuro. Muchos creen que Jion mater es natural de esta zona (antes de la formación del reino), pero quizás sea un dato falso. Los historiadores y biógrafos del gran explorador no parecen ponerse de acuerdo sobre su lugar de nacimiento.

El reino está gobernado de forma simbólica (ellos dicen benévola) por la dinastía Gerel, de quién dicen es descendiente directa de un hermano de una de las esposas de Jion Mater (un dato difícil de comprobar). No es la primera familia que gobierna en el reino y los anteriores también descendía de un familiar de Jion Mater (supuestamente). El verdadero gobierno está en la ciudad de Nielburgo, la ciudad a la desembocadura del río Niel que forma la espina dorsal de este rico reino. Hay un consejo de notables que son elegidos en las ciudades (o en los distritos) quienes a su vez eligen al Primero (también llamado Primarca en ocasiones) y al Segundo (o juez supremo). Estas dos personas, que se eligen cada cinco años si no dimiten antes, representan el poder ejecutivo y legislativo del Reino Elegido. El Consejo ejerce una función de control y veto sobre las acciones del Primero y el Segundo.

El reino tiene dos polos: Nielburgo que representa la urbe civilizada y poderosa del reino y Caen (la más a poniente de sus ciudades) que es una ciudad antigua ciudad recuperada y que conserva mitos, leyendas y lugares inexplorados muy del gusto de los exploradores. Caen fue definida como el fin del mundo civilizado hace tiempo y es una ciudad fronteriza con todo lo bueno y malo de esos lugares. Entre estos dos lugares se desperdigan una serie de asentamientos de mayor o menor tamaño dedicados a la ganadería, la industria y el saqueo de las tierras inexploradas de las fronteras.

Cada ciudad estado tiene un gobernador cuya elección varía de ciudad en ciudad (desde duelos armados a sufragios parciales). Sin embargo, todas ellas tienen en común que el gobernador es solo un representante del poder el Emperador quién, según dicen, algún día volverá. La realidad es que los gobernadores son pequeños sátrapas que se aprovecharon del vacío de poder para enriquecerse personalmente. Dependiendo de la ciudad, las condiciones de vida serán más o menos duras.

Reino Perdido

Nadie conoce la antigüedad de este reino y si es conocido en Eriloe fue por uno de los viajes de exploración de Jion Mater. Se los encontró de forma casual, pero la leyenda dice que anduvo tras la pista durante años, siguiendo señales de ruinas y mastabas perdidas en el desierto. Está poblado por medianos de piel muy clara y largos cabellos que son amables y cariñosos, excepto que te conviertas en su cena (lo que ocurre menos veces de lo que la gente cree).

Hay poco comercio con el reino y sus habitantes lo prefieren así. Sus habitantes son nómadas y siguen las rutas migratorias de los animales, de norte a sur. Prefieren moverse por la noche y descansar de día al abrigo de algunos riscos o elevaciones. Hay algunas ciudades, pero son más lugares de paso que han evolucionado a estructuras estables que verdaderos lugares de asentamiento. En esas urbes hay refugios, establos, agua, pero carecen de gobierno, guardias y demás.

Cada tribu es una nación en si misma con sus leyes, sus costumbres, sus dirigentes y aunque no hay enemistad entre ellas, sí se dan enfrentamientos por las rutas trashumantes. El conocimiento de los pozos de agua, de las trampas de arena o de las zonas de los depredadores es un secreto que las tribus no comparten. Con el exterior, especialmente en Caen (Reino Elegido) comercian con pieles y huesos a cambio de oro y plata (que les gusta especialmente).

República de los Reyes

Este contradictorio nombre encierra una federación de reinos humanos que incapaces de elegir a un gobernante para todos ellos lo van cambiando cada dos años y, además, como ninguno quiere dar el poder a otro rey, suelen elegirse como Presidentes personas no vinculadas con las casas reales, lo que, por lo general, significa algún rico comerciante que opere en varias ciudades. Los diferentes reyes se encargan de la política y de la justicia en sus reinos y el presidente administra las finanzas y el comercio. Parece un acuerdo bastante beneficioso para todas las partes.

A través de la República de Reyes circulan gran parte de las riquezas del Reino Elegido (que viajando por tierra se ahorran caros y peligroso fletes aeroportuarios) y ello ha hecho que su red de carreteras se una de las mejores de Eriloe, con posadas cuidadas y de esmerado trato cada jornada de camino. Las ciudades son grandes almacenes con unos pocos habitantes dedicados a la ganadería (al sur) o a la agricultura (al norte).

Hay conflictos entre los reyes y, a veces, derivan en enfrentamientos militares. Suelen resolverse en una batalla con cientos de muertos por bando y no derivan a una enconada guerra civil, pero la historia de la República de Reyes no está exenta de periodos conocidos como "La Guerra de los 25 años" o "La Batalla de los Cien Días".

La República de Reyes limita en poniente con las Montañas del Límite, unas enormes estribaciones montañosas que nadie ha cruzado jamás.

Tierra Libre

Tierra Libre es el puerto más grande de poniente y fue motivo de conflictos entre la República de Mandrupial y la República de Reyes. Ambos dicen que la tierra era suya y ambos dicen que sigue siendo una especie de protectorado. La verdad es que Tierra Libre es una tierra de comerciantes que viven casi sin gobierno y que están muy contentos de que ninguno de sus vecinos venga a invadirles. Su verdadero poder es su puerto, salida natural de todas las mercancías de la zona y que todos lo prefieren en manos independientes antes que en las de una nación rival. Además Cuivien se ha presentado como garante de su independencia en muchas ocasiones (lo que ha frenado los deseos expansionistas de sus vecinos).

Tierra Libre es la ciudad de Costa Mina, enorme y populosa, y un gran enorme terreno a su alrededor casi despoblado (ocupado por cazadores y vigilantes de los caminos).

República de Mandrupial

Otra de las grandes naciones humanas de poniente que tiene un sistema presidencial vitalicio en la familia Oserin. Son dictadores que gobiernan la región con mano de hierro. Tiene un gran ejército y está en contante enfrentamiento con los habitantes no civilizados de poniente (solo en la frontera de la nación que no limita con las Montañas Límite). En dicha frontera existen varios castillos o puntos fuertes donde gobiernas miembros de la familia Oserin. Pasar una temporada en uno de esos castillos fronterizos es una prueba de validez para luego tener un puesto en el gobierno o incluso para llegar a Presidente. Esta es una tierra habituada a los parricidios, los golpes de estado, ideal para los más ambiciosos.

Sus habitantes son agricultores y, en especial, se dedican a los árboles frutales que se dan muy bien en esta tierra. Casi cualquier fruta exótica que veas en un mercado de Eriloe ha salido de uno de sus árboles: piñas, granadas, kiwis, mambos, etc.

Otra de sus grandes industrias es la minería en las Montañas Límite donde presos políticos y esclavos extraen hierro, cobre y metales preciosos. Su comercio ha hecho rico a Mandrupial

Cuivien

Cuivien es una nación de elfos que parecen tocados por la mano de algún dios por los aires que se dan. Son orgullosos y se consideran una antigua raza que ya habitaba Eriloe en la época de los antiguos y de los que, según dicen, han heredado toda su sabiduría. Hay rumores que insinúan que los Antiguos aún viven entre ellos disfrazados como elfos y también hay quien asegura que en Cuivien aún hay magia y que tienen uno de los viejos portales. Quizás el único rumor cierto sobre Cuivien es que son elfos exiliados de Thoriel o Cargrum.

Cuivien son dos grandes islas que están unidas por un ancho y enorme puente construido con grandes piedras. Su tamaño es tan colosal que cualquiera que lo ve duda que esté hecho por manos mundanas. Es una de las grandes maravillas arquitectónicas de Eriloe y un resto, sin duda, de los viejos tiempos.

Las islas están cubiertas de un bosque de grandes árboles que ascienden según te adentras al interior donde reinan los grandes árboles de tillium (muy grandes comparados con otros lugares). La gente de Cuivien es autárquica y comercia poco con el resto de los reinos. Gustan de escuchar las historias de los viajeros a los que a veces pagan con una comida o alojamiento, pero no compran cosas ni las venden y eso hace que no sea un lugar de destino de los comerciantes.

Reino de Thoriel

Una de las tres partes en la que se dividió el Reino de Osterreid cuando acabó el reinado del Emperador Eric. En Thoriel habitaban los elfos más hoscos y más reticentes al Emperador. Gente que mientras las cosas fueron bien, no se quejó, pero que se volvió bastante crítica cuando empezó la decadencia del imperio. En los últimos años ha ampliado su territorio avanzando hacia poniente y dicen los cronistas (no oficiales) que su actual reina, Shalada, está siendo despiadada y cruel con las tierras incivilizadas. Hay quien asegura que pretende crear un nuevo imperio en las zonas ignotas de Eriloe y retirarse allí y desaparecer del mundo conocido.

En Thoriel hay una cadena montañosa que discurre de este a oeste y que llaman la Espina del Mundo. Los elfos extraen de ella piedras preciosas con las que comercian con el resto de las naciones y así pueden comprar todo lo que necesitan para sus ejércitos. Se cree que hay esclavos humanos y medianos, pero ningún esclavo ha escapado para contarlo. También se habla de sacrificios a oscuros dioses y de cohabitación con seres serpientes.

Poco de lo que se sabe de Thoriel es verdad, aunque los feos rumores no impiden a nadie comprar lágrimas de Thoriel (nombre que reciben los rubíes tallados en forma de gota de agua).

Reino de Cargrum

Núcleo central del antiguo Reino de Osterreid que un día gobernara todo el Mundo Conocido y donde nació Eric I Samoeno de Osterreid. Tras la disolución del imperio, adoptó el nombre de la capital: Cargrum y tiene en el poder a una familia de regentes que lo mantendrán hasta el retorno de alguien de la familia real. Son muchos los falsos pretendientes que han acabado sus días arrojados desde la Torre Blanca al vacío.

Cargrum es un reino de elfos, pero debido a su historia, fue lugar de asentamiento de muchas razas que buscaban en la capital del reino un futuro. Hay humanos, medianos e incluso orcos y demás. Los elfos conservan todo el poder político y económico, son la clase alta de Cargrum, pero las otras razas no están esclavizadas ni perseguidas. De hecho, salvo por la imposibilidad de llegar a ser un noble de Cargrum, no se vive mal en este reino.

La pesca, la agricultura y la metalurgia son las principales fuentes económicas del reino. Además, son unos fantásticos constructores de barcos aéreos que no tienen miedo de vender a otras naciones a cambio de grandes sumas de dinero.

Osterreid

La isla de Osterreid era el territorio real de la familia Osterreid. Un territorio prohibido para todos excepto para los miembros de la familia real. Sus tierras permanecieron vírgenes e indómitas durante generaciones y se convirtieron en un envidiable coto de caza y divertimento real. Tras la desaparición de la familia Samoeno, y para sorpresa de todos, la isla fue cedida a los medianos mediante el Documento Samoeno. Muchos medianos aprovecharon esa época de incertidumbre para asentarse allí y, por ahora, nadie se ha atrevido a discutírselo. El Documento Samoeno implica una terrible maldición para aquel que lo viole.

Los medianos, muchos del Reino Perdido con quién Eric II tenía una inexplicable afinidad, no han sido respetuosos con el medio ambiente y los grandes bosques de antaño están sufriendo a manos de madereros poco escrupulosos. Es la principal fuente de riqueza, aunque, poco a poco, algunos colonos han empezado a sacar adelante cosechas y rebaños.

No Me Olvides y Casa Rosada

Estos dos reinos medianos no están unidos políticamente, pero son muy similares. Basan toda su economía en ser unos lugares pacíficos y muy espirituales donde la nobleza de diferentes naciones viaja para encontrar unos días de tranquilidad. Casa Rosada es más humana con atracciones relajantes y bucólicas, pero sin olvidarse de tener casinos, zonas de baños, bares, casas de comidas y demás atracciones menos espirituales y más espiritosas. No Me Olvides en más élfica y casi toda su superficie es un enorme jardín botánico.

Hay muy pocos habitantes en ambas islas y casi todos se dedican a la hostelería o forman parte del las fuerzas de seguridad que impiden que los visitantes sean molestados por merodeadores, arribistas y oportunistas. La mayoría de los habitantes de Eriloe ni pueden soñar con pagar la tarifa de pasar una noche en uno de estos lugares. Casa Rosada, por otro lado, es más barata que No Me Olvides.

De ambas ciudades se dice que es el lugar de concepción de todos los gobernantes actuales de Eriloe. Lo que puede ser cierto.