Comandos
 Ayudas
    Afición (55)
    Ambientación (167)
    Reglas (82)
    Equipo (177)
    Sucesos (174)
    Aventuras (116)
    Preg./Resp.
 Productos
 Enlaces
 





Licencia Creative Commons para el texto de la web (quedan excluidas de la licencia CC las ilustraciones)


jueves, 29 de octubre de 2020


 

portada del cómic

WAR STORY

Garth Ennis (Predicador) nos narra sus War Story como lo haría nuestro abuelo. Repletas de anécdotas y de nombres de personas a las que ni hemos conocido ni han pasado a la historia y que sin embargo mercen un respeto en la memoria de sus compañeros. Con una visión de soldado, alejado de los grandes centros de toma de decisiones y cerca del horror. Si en otro tipo de obras podemos gozar de la perspectiva de una batalla vista en su conjunto, aquí todo se vuelve lioso e incomprensible, las órdenes de pronto no tienen sentido y lo único que saben los protagonistas es que deben obedecerlas aunque no las entiendan y aunque probablemente puedan terminar con su vida.

War Story no son historia de buenos ni malos, no encontrarás en él maniqueismo contra los nazis ni a favor de los aliados, es el tipo de obra donde leer a un oficial decir cosas como "¿Te crees que el Tío Sam ya no nos necesita, solo porque hemos ganado a los boches? Tienen otra guerra donde matarnos cuando se les termine esta" (Aguilas Chillonas). Y sin embargo, se trata de unas historias en cierta forma épica, se trata de historias de personas honorables, valerosas, cobardes, miserables... en el sentido más real de estos términos. Garth Ennis nos cuenta estas historias como nos las contarían nuestros abuelos... suponiendo que ellos hubieran sido los protagonistas.

Posiblemente, los aficionados a los aspectos técnicos del gran conflicto se sientan decepcionados por la gran cantidad de errores e inexactitudes de esta serie. Ver un tiro directo de un Joseph Stalin rebotando contra un destartalado Tiger puede remover los estómagos de más de uno. Si eres de los que estos aspectos le impiden disfrutar de una buena historia, no lo intentes con estos tebeos, que no te van a gustar.

Norma Comics, en su prestigiosa línea Vértigo, ha publicado hasta la actualidad cuatro War Storys en tomos independientes de unas 60 páginas a un precio de 5.5€ salvo la última, que alcanza los 7 €.

portada del cómic

  • El Tiger de Johann (Garth Ennis, Chris Weston): En mi opinión (no compartida por mucha gente) este el mejor de los publicados hasta el momento en castellano. Los protagonistas de la historia son la dotación de un tanque alemán que a finales de la guerra deciden desertar y rendirse al enemigo. El problema es que están en el frente oriental y, como es bien sabido, no es buena idea rendirse a los rusos. Así que se disponen a cruzar Alemania de este a oeste en busca de un ejército aliado al que entregarse. Lo más destacado de este cómic probablemente sean sus muy espectaculares (aunque poco realistas) combates entre carros blindados y los sentimientos culpables de nazis convencidos que ven como su ideologías de destino manifiesto y de superioridad racial son destruidos por la realidad.
  • Los Gallinas del Día D (Garth Ennis, John Higgins): Es la historia de un jóven oficial inglés que es destinado a Italia, poco después del Desembarco de Normandía. Allí se encuentra a un ejército británico desmoralizado por la sensación de haber sido dejado de lado por la opinión pública de la metropoli desde que las operaciones en Francia llamaron toda la atención. El título del cómic hace referencia a un supuesto discurso de Lady Astor calificando a los soldados en Italia como gallinas que no habían querido afrontar los peligros de Normandía.
  • Aguilas Chillonas (Garth Ennis, Dave Gibbons): La guerra en Europa está finalizando, los alemanes se rinden por todas partes, y un oficial estadounidense desea hacerle la pelota a su general ocupando una hermosa mansión situada varios kilómetros en el frente. Para ello envía a cuatro soldados, los últimos sobrevivientes de un regimiento que saltó sobre Normandía y que vivió todos los azares del frente occidental hasta el momento. Sin embargo, estos soldados, hartos de la guerra y de la disciplina, le darán una sorpresa al oficial.
  • Nightingale (Garth Ennis, David Lloyd): Diciembre de 1941. El duro invierno ruso le ha dado un respiro al ejército rojo en su intento por resistir el aparentemente imparable avance alemán. Sin embargo, la URSS necesita desesperadamente gran cantidad de suministros si espera sobrevivir al siguiente año, y el ártico es el único oceano alejado de los bombarderos nazis. El Nightingale es uno de los destructores británicos destinados a escoltar un peligroso convoy que pretende abrirse camino entre los hielos en dirección a Rusia. Sin embargo, la posible presencia de un acorazado alemán en esas aguas obliga al Almirantazgo a dar la orden de dispersar el convoy. El acorazado nunca aparece, pero decenas de barcos mercantes son presa fácil de los submarinos y la operación termina en catástrofe. El Nightingale queda desde entonces marcado por la mala suerte, se convierte en un destructor maldito, hasta que le llega la hora de su trágica redención.

portada del cómic

 

 

Siguenos:

Subscríbete en Feedly


Sombra por dentro

Tweets by jchsombra

 


Cita

«Han venido a que se los coma el lobo.»

Hitler