Pangea – Runas del Sabio (noticias)

Por: Sabio del Desierto

Tres años de una palma de una columna de la estela del gato de agua

Como saben los cuervos de Taga…

Batalla de Aguaclara

El grupo de guerreros de Ursus se topó con los secuaces de Dilva el manco y el mismo cuando acababa la druma. Los bandidos les esperaban emboscados entre el follaje, pero Ursus detectó la trampa y cargó con todos sus hombres contra uno de los flancos. Muchos secuaces de Dilva murieron en la primera acometida, pero el resto acudió en ayuda de sus compañeros y la batalla estuvo bastante equilibrada sin decantarse por ninguno de los dos bandos. Al final, Ursus y Dilva se encontraron en el campo de batalla y los garrotes y hachas enmudecieron ante el silencio del líder de Aguaclara y los improperios del renegado. Golpe a golpe, Ursus hizo retroceder a Dilva, hasta que una lanza traicionera atravesó la espalda del amigo de los dwaldur y los dwandir. Las flechas de estos derribaron al traidor, pero Dilva creyó tener una oportunidad ante su enemigo herido. Al principio así fue, pero Ursus se recompuso y con rabia, y gracias a su arma de hierro, partió en dos el garrote de Dilva y después su cabeza. La pelea continuó un poco más, pero, al final, los secuaces de Dilva se rindieron y pidieron clemencia. Ursus les dijo: “La oportunidad para recibir clemencia la dejasteis pasar hace muchos días“.

Tras su regreso de la batalla, Ursus permanece en su tienda a la que sólo deja entrar al chamán y algunos de sus más leales lugartenientes. Poco se sabe de su herida o de su estado, pero corre el rumor de que la lanza traicionera pudiera estar envenenada y que Ursus no verá el invierno.


Luz de Druma despierta

La poderosa chamán de Balora ha despertado del trance en el que estaba desde el final del año pasado. En sus primeras y aún delirantes palabras mencionó que había visto a los dioses observando Pangea, mientras comentaban lo que iba sucediendo en las diferentes regiones del mundo. A diferencia de su último trance, Luz de Druma asegura que no ha visto nuevas calamidades y que el verano será tranquilo mientras no despierte el niño que domina a las serpientes.


Paz en los bosques dwandir

No se han tenido nuevas noticias de enfrentamientos en los bosques dwandir y los comerciantes han vuelto a los caminos. Al parecer, las diferencias que tuvieran han desaparecido o, en el peor de los casos, un bando ha salido victorioso de la guerra. Siguen sin conocerse los motivos del enfrentamiento y los dwandir siguen guardando silencio al respecto, incluso los que se acercan a Aguaclara. Algunos testigos afirman que ahora es más fácil ver a los miembros de esta raza en las lindes de los bosques. “Si los vemos” afirman, “es porque ellos quieren


La fiesta de la primavera tikki se salda con varios heridos

Siguiendo las tradiciones tikki, la llegada de la primavera se celebra con una serie de juegos y retos para los más jóvenes: partidas de caza, carreras trepando, natación y buceo. Muchos retos que no están al alcance de todos. Los tikki jóvenes a veces se lanzan a hacer las pruebas antes de tiempo intentando demostrar su madurez, pero esas temeridades suelen acabar con un hueso roto o alguna herida. No ayuda nada que las bebidas fermentadas florezcan en las mesas y que las hembras adultas de un invierno parezcan más comprensivas a los acercamientos de los varones puestos a prueba.


Todas las noticias comentadas por el Sabio del Desierto han sido grabadas en la estela y son para el juego Pangea. Los Guardianes de la Roca recorren los caminos y los grakines de esta tierra primigenia y le notifican los acontecimientos al viejo tallador. Todas ellas son fruto de las partidas realizadas por los jugadores de Pangea o por el equipo creativo de la propia editorial. El viejo chamán las cuenta en las noches en torno al hogar con la intención de dar puntos de apoyo a la continuación o al desarrollo de las partidas. Si quieres comunicarnos alguna noticia sucedida en tu mesa de juego, envíanos un mail.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *