Número: 108.     4ª época.     Año XVII     ISSN: 1989-6289

108 > Sucesos > Runas > 04: Runas del sabio (Pan). Por: Sabio del Desierto

 

Un año de una palma de una columna de la estela del gato de agua

Runas del sabio

Como saben los cuervos de Taga...

Niebla ponzoñosa al sur del río Darnar

Una niebla amarilla y densa ha surgido de las aguas del río Darnar varias noches seguidas dispersándose en cuanto le alcanza la luz del sol. Por la mañana, la orilla del río está cubierta por los cadáveres de los peces, de herbívoros que han ido a beber y de los carroñeros que intentaron darse un festín. Según algunos testigos, en la zona no quedan pájaros ni se oye a los insectos. Los comerciantes recomiendan utilizar las rutas interiores de las Llanuras de Este, menos transitadas y más peligrosas, pero no tanto como el veneno amarillo.


Batalla contra los Piesligeros

Un grupo de guerreros de la tribu ogra de los Cortaorejas intentó asaltar el asentamiento de los Piesligeros. Estos, que habían apostado guardias en el perímetro desde que se iniciara el bloqueo contra los Cortaorejas, no fueron sorprendidos y acabaron venciendo en la batalla. Frente a la entrada quedaron los cuerpos de tres de los asaltantes, pero los guerreros Piesligeros aseguran haber herido a muchos más, heridas que, quizás, no tenga una cura fácil.


El Punto Rojo vuelve

Comerciantes llegados al grakin de Arawa han advertido que en un asentamiento menor a dos jornadas al sur del grakin hay varios casos de punto rojo y que ese lugar debe evitarse a toda costa. Se creía que el sacrificio de Madral, el kotai errante, había puesto fin a la amenaza del punto rojo en la zona, pero, al parecer, no ha sido así. El jefe del grakin de Arawa se plantea si deben ir a quemar el asentamiento antes de que el mal vuelva a extenderse.


Fadil atacado por los dwandir

Fadil, el medwan que conoce los caminos, uno de los comerciantes más importante que viaja entre los grakines de Pangea, ha sido atacado por una partida de dwandir errantes. Llama la atención que el ataque se haya producido fuera de los bosques de esta raza y también que se hayan atrevido con un grupo tan numeroso. Todos los atacantes han muerto, los arcos han sido destruidos y sus cuerpos dejados a las alimañas. Fadil está ileso, aunque dos guardaespaldas de su caravana han muerto. Él cree que el ataque ha sido una venganza por los dwandir muertos hace algunas drumas.


Todas las noticias comentadas por el Sabio del Desierto han sido grabadas en la estela y son para el juego Pangea. Los Guardianes de la Roca recorren los caminos y los grakines de esta tierra primigenia y le notifican los acontecimientos al viejo tallador. Todas ellas son fruto de las partidas realizadas por los jugadores de Pangea o por el equipo creativo de la propia editorial. El viejo chamán las cuenta en las noches en torno al hogar con la intención de dar puntos de apoyo a la continuación o al desarrollo de las partidas. Si quieres comunicarnos alguna noticia sucedida en tu mesa de juego, envíanos un mail.